5 DISCOS (INEVITABLES) PARA PASAR LAS FIESTAS DE NAVIDAD



Siempre, cada año me resulta inevitable apartar unos cuantos discos que, sin saber exactamente porqué, tengo una terrible necesidad de escuchar por estas fechas. Creo que se debe a un cierto recuerdo de haberlos escuchado en mi juventud con una cierta asiduidad en los fríos días de invierno (no sé si queda propio llamarles fríos en Barcelona). El caso es que año tras año recurro a ellos sin poder evitarlo. Puede que varíe alguno pero siempre suelen ser los mismos. ¿Por qué será?
El primer álbum de America, siendo mi preferido de toda su discografía, es una experiencia inenarrable. Grabando posteriormente a él otros discos de magnífica factura, ninguno conservó la magia de éste.






De Neil Young poco os puedo contar. El hecho es que, de entre su discografía de los 70 voy cogiendo alguno que otro cada año. Este me quedo con After The Gold Rush y con Harvest




Crime Of The Century, a parte de ser la obra magna de Supertramp es un inevitable de mis inviernos.
Magia en estado puro a través de unos pianos irrepetibles.




Powerman And The Moneygoround quizás no sea el mejor de los Kinks pero mi relación con este disco es una historia de amor sin precedentes.

2 comentarios

Víctor Hugo dijo...

America y After The Gold Rush son auténtica magia.

Javier de Gregorio dijo...

Magnífica elección, seguro que las Navidades se habrán hecho así más pasajeras.
¡Feliz año!
Saludos,
JdG